A Sala Llena

El recomendado del mes

 Todos los meses, en A Sala Llena Música, te vamos a recomendar un disco que no puede faltar en tu colección. En Febrero, Santiago eligió esta joyita como el Recomendado del Mes

The Jimi Hendrix Experience – Miami Pop Festival

Jimi Hendrix – Voz y Guitarra.

Noel Redding – Bajo y Coros.

Mitch Mitchell – Bateria.

Bien ganado tiene Jimi Hendrix el título de “Artista con más ediciones póstumas de toda la historia”: Luego de su fallecimiento el 18 de Septiembre de 1970, se editaron centenares de discos con sus recitales más memorables, sus aventuras en el estudio Electric Ladyland, e inclusive de la etapa previa a convertirse en la estrella que fue (cuando acompañaba a Little Richard o a los Isley Brothers). Hace más o menos 15 años, la familia del guitarrista recuperó los derechos de edición de esas viejas cintas, y comenzó a inundar las bateas con reediciones y nuevas producciones, remasterizadas y “curadas” por quien fuera ingeniero de sonido de Hendrix durante su etapa más productiva, Eddie Kramer. Miami Pop Festival, editado en Noviembre de 2013, viene a sumarse a la nueva ola de ediciones comenzada en el año 2010 con Valleys of Neptune y el box set West Coast Seattle Boy, a los que le siguió People Hell and Angels, de marzo del año pasado también.

El Miami Pop Festival tuvo lugar en mayo del año 1968, en el Gulfstream Park, un hipódromo de Florida. De las dos fechas que estaban programadas, 18 y 19 de mayo, solo pudo llevarse a cabo la primera, ya que una lluvia torrencial impidió el desarrollo de la segunda. El recital se desarrolló durante el pico de popularidad de Hendrix y su grupo: habían grabado el año anterior Are you Experienced? y Axis: Bold as Love, tocaron en el Monterey Pop Festival (donde Jimi sacrificó su guitarra Stratocaster roja, prendiéndola fuego y destrozándola contra el piso), se encontraban grabando lo que sería su tercer disco de estudio, Electric Ladyland, y a la vez giraban y tocaban sin cesar tanto en Europa como en EE.UU.

Miami Pop Festival consta de diez canciones, ocho del show diurno y dos del afternoon show como bonus tracks. Exceptuando un cover, “Tax Free”, del dúo instrumental sueco “Hansson and Carlsson”, todos los temas ejecutados forman parte del primer disco de la Experience. Después de la presentación formal de la banda, arrancan con “Hey Joe” (con una introducción diferente a la habitual, inundada de feedback y distorsión) y “Foxey Lady”. Siguen con el ya mencionado “Tax Free” y con una versión algo pifiada de “Fire”. Estos clásicos suenan deslucidos: tienen sus buenos momentos, pero parece que el grupo arranca algo desinflado, como si estuvieran cansados. Dicha sensación puede deberse a la abultada agenda que tenían durante ese momento. No obstante, con la presentación en sociedad de “Hear My Train A Comin”, un blues lento que según cuenta Hendrix a la audiencia “apenas estamos ensayando”, empiezan a levantar vuelo y entran en campos supraterrenales. Siguen con “I Don´t Live Today”, un tema que raramente tocaban en vivo. Luego, le entran duro a “Red House”, otro slow blues que vale la pena escuchar en detalle para apreciar la dulzura del toque de Hendrix sin su guitarra distorsionada. Además… ¡incluye un solo de bajo de Noel Redding, increible! Cierran con otro clásico “para la monada”: “Purple Haze”. Los bonus tracks son otras versiones de “Fire” y “Foxey Lady”. En estas, la banda parece reivindicarse con respecto a la ejecución tempranera, en plan ultra power trio, con Hendrix y Mitchell prendidos fuego, interactuando virtuosamente.

Es un disco bueno en líneas generales. Tiene sus altibajos, es cierto, pero no deja de ser un testimonio válido del artista que revolucionó la forma en que se toca la guitarra eléctrica y su grupo, aquel que junto a Cream sentó las bases para todos los power trio posteriores.

Además de este disco, no dejes de escuchar:

Santana – Live at The Fillmore 1968.

Jimi Hendrix – Live at Woodstock.

Cream – Royal Albert Hall Royal Albert Hall London May 2-3-5-6, 2005

Se dice que: Al igual que en el Monterey Pop Festival, durante el show de la tarde Jimi realizó ante la audiencia el numerito de sacrificar su guitarra eléctrica (esta vez una Fender Stratocaster Sunburst). Luego, quemada y hecha añicos, se la obsequió a Frank Zappa, por entonces líder de The Mothers of Invention, banda con quien compartían cartel.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.

También te puede interesar...

Elvis

LEER MÁS →

Mamma Roma

LEER MÁS →

El teléfono negro (The Black Phone)

LEER MÁS →

BUSCADOR

Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Post Type Selectors

CATEGORÍAS

Seleccionar:

ÚLTIMAS ENTRADAS