A Sala Llena

Tamorto

Dirección: Jorge Costa, Roberto Sánchez. Ejecución y Dirección musical: Fernando Pérez. Vestuario: Almendra Vestuarios. Máscaras: Alfredo  Iriarte. Puesta de luces: Fer Raíces. Diseño gráfico: Diego Feijoó. Supervisión dramática y actoral: Gaby Paez. Puesta en escena: Julia Muzio, María Elena López y Jorge costa. Elenco: Jorge Costa, Emiliano Larea, Fernando Pérez, Julia Muzio, Romina Mónaco. Prensa: Tehagolaprensa

El carnaval y la muerte

Una murga de un inframundo de fantasía se apodera del escenario enajenándolo para presentar Tamorto, la obra de Jorge Costa y Roberto Sánchez sobre el carnaval que nunca muere y la muerte de Arlequín, el famoso personaje de la Commedia dell’Arte italiana que se popularizó y estandarizó a partir del siglo XVI.

En esta adaptación de la comedia clásica italiana, Pierrot, un bufón malintencionado de prendas sueltas, es el mejor amigo de Arlequín, y al verlo enfermo y débil, decide jugarle una broma pesada, adelantando el reloj un par de horas siguiendo las predicciones de una adivinadora del porvenir que ha vaticinado que Arlequín morirá a las doce en punto el día que le dedique más tiempo al sueño que a la botella. Bajo la inocencia y las bromas de Pierrot se esconde la traición como venganza pero también el amor al juego en sí mismo. Mientras tanto, cada uno hace su aparición y juega en el altar de las melodías populares hasta que la muerte mira de reojo a los presentes y convierte el escenario en su cementerio.

Arlequín, con su máscara mezcla de mono y gato y su ropa harapienta, despierta de su troglodismo copioso para jugar insidiosamente con su amigo Pierrot y engañarlo con su esposa, Colombina. Doctores y juglares intervienen y la imaginación consuma sus vaticinios mortales en la noche del teatro popular.

La obra se destaca principalmente por las excelentes actuaciones, especialmente la de Julia Muzio, y por las extraordinarias máscaras diseñadas por Alfredo Iriarte que dialogan y transforman a los personajes. En este clima de desparpajo, los directores Jorge Costa y Roberto Sánchez conducen a los actores hacía un frenesí camaleónico en el cual las máscaras toman el control de los personajes para actuar sobre ellos. La puesta en escena busca expandir el escenario a través del movimiento constante y ágil de los personajes, a la vez que intenta exitosamente espabilar al público desde la interpelación directa para generar una participación activa.

De esta manera, respetando a los personajes de clásicos de la Commedia dell’Arte y adaptándolo a la idiosincrasia carnavalesca rioplatense, Tamortobusca construir un puente entre la cultura del teatro popular del Renacimiento italiano y el teatro independiente actual y sus costumbres mediante un paralelismo, admirando la estructura clásica y los personajes pero creando un relato novedoso a partir de los saberes y la complicidad cultural de la historia argentina reciente.

Teatro: Belisario Club de Cultura. Av. Corrientes 1624

Entradas: General: 100 pesos.

Funciones: Viernes 23 hs

calificacion_4

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

También te puede interesar...