A Sala Llena

Top Ten 2014, según Enrique D. Fernández

alt

Top Ten (películas estrenadas comercialmente)

1. Perdida (Gone Girl): Una pareja con aires elitistas que comienza a fisurar económicamente desata un calvario interno en el que la opinión pública festeja el chiste retorcido sobre a quién le sale mejor el papel de víctima. Bajo el lente pulcro de David Fincher se construye este thriller intenso que comienza empleando un surtido de flashbacks melosos para luego desembocar en una maraña mediática vulgarmente hipócrita sobre las anomalías del sueño americano entre el machista lerdo de Ben Affleck y esa ama de casa desesperada que interpreta con atinada frialdad Rosamund Pike. Como si Adrian Lyne adaptara una novela de Danielle Steel, pero con saña.

2. Primicia Mortal (Nightcrawler): Haciendo uso de una transformación tétrica por parte de Jake Gyllenhaal, el debut tras las cámaras del guionista Dan Gilroy se aprecia de retratar con cinismo y líneas negras la manipulación televisiva que realizan las corporaciones informativas respecto a la sensación de inseguridad. El link nace a partir del clientelismo entre el competidor psicótico de Gyllenhaal y la supervisora del noticiero que interpreta Rene Russo y que se termina por devorar todo rastro de moral. La evolución de un depredador amarillista por las noches californianas que nos instruye cómo hacer del canibalismo social una pymes redituable.

3. El Lobo de Wall Street (The Wolf of Wall Street): La épica cocainómana de Scorsese sobre un gurú de las telecomunicaciones que busca llegar a la cúspide del sueño americano reventándose todo en minas y merca. La saturación de la era yuppie concentrada en un Leonardo DiCaprio que se vuelve una fiera lunática de la actuación a medida que se empacha de ambiciones y cultura chatarra, secundado de cerca por un Jonah Hill bañado en acido. La película mas flúo de Scorsese sobre los delirios de grandeza que persiguen los parias del white trash. Eufórica y grasa hasta reventar. Quedamos chochos.

4. El Desconocido del Lago (L’Inconnu du lac): Una playa gay friendly es el escenario fijado por el provocador francés de Alain Guiraudie para relatarnos un thriller atípico sobre la obsesión y sus derivados, desterrando al hombre de la contaminación social contemporánea. Alguien que espía un crimen que se supone pasional se deja seducir por el asesino en cuestión a razón de una calentura que está por encima de sus consecuencias. Las escenas de sexo explicito acompañan esta trama hitchcockiana que pasea diariamente por los médanos y en la que nuestro protagonista opta por romper el molde de lo predecible, dejando el misterio de lado y provocando al destino.

5. El Hombre Duplicado (Enemy): Villeneuve en estado surrealista. El prometedor realizador canadiense nos sube a un tour de force kafkiano a través de una urbe aracnofóbica para solventar una radiografía monstruosa sobre los anhelos que aquejan al ciudadano alineado de estos días. El camaleónico de Jake Gyllenhaal interpreta a un profesor universitario bastante opa que busca dar con el paradero de su doppelganger canchero después de ficharlo como extra en una película que le recomendaron. Inspirándose en la obra homónima de José Saramago, lo que empieza a tejerse como una telaraña onírica de identidades fingidas se termina yendo por las ramas pero con estilo.

6. Boyhood: Momentos de una Vida (Boyhood): El experimento cinematográfico que enamoró a todos. En otro gesto ambicioso, Richard Linklater posiciona su lupa sobre un joven sureño a lo largo de doce años reales y los musicaliza a lo grande. Con notables actuaciones de Ethan Hawke y Patricia Arquette como los padres ordinarios que aconsejan a sus críos, uno no puede dejar de enternecerse con esta historia humilde pero sabiamente introspectiva, acerca de afrontar la madurez para cuando haya que abandonar el nido. Linklater vuelve a sus épocas tempranas cuando emulaba la formula Cassavetes pero con una calidad de autor que afirma su peso en la escena.

7. Al Filo del Mañana (Edge of Tomorrow): Para asegurar la supervivencia de la civilización frente a una invasión extraterrestre, los humanos no tenemos otra opción más que matar a Tom Cruise cuantas veces sea necesario. El director Doug Liman sale airoso en la adaptación mainstream de esta novela teen japonesa a la cual le hace justicia un guión solido y compacto que sabe poner la humorada militar en el momento justo. Cruise en modo pochoclero reafirma su habilidad para entretener a las masas sin perder el glamour en este combo que además incluye pirotecnia digital, ironías bélicas a la altura de un video juego y ese soldado fatal que es Emily Blunt.

8. El Gran Hotel Budapest (The Grand Budapest Hotel): El cosmos seductor que hace a la obra de Wes Anderson alcanza aquí su jugada maestra. Con la audacia entrañable que lo caracteriza, el realizador texano de alma juguetona nos embarca en un relato poblado por personajes coloridos y dotados de un romanticismo único. Dentro de su vital casa de muñecas, Anderson construye un hotel artificial manejado por un Ralph Fiennes que no titubea en ningún momento y de paso convoca a su infaltable paquete de estrellas fetiche para contarnos una de conserjes enamorados y herederos maléficos. Con el ingenio de siempre pero mejor predispuesto para la aventura.

9. Guardianes de la Galaxia (Guardians of the Galaxy): Entre tanta oferta fanboy alguna tenía que funcionar en grande. Si bien Marvel ya tiene toda su factoría de superhéroes en piloto automático, cabe destacar las buenas intenciones de este producto fantástico sobre un grupo de marginados galácticos que, por esas cuestiones nobles del heroísmo, se encargan de salvar a su planeta pero sin dejar de divertirnos en el proceso. A todos nos conquistó ese cassette con baladas soft, ese mapache borracho y los remates de ese cowboy espacial que es Chris Pratt. Si estará buena la película que hasta la única frase dicha por Vin Diesel nos emocionó hasta las lágrimas.

10. El Planeta de los Simios: Confrontación (Dawn of the Planet of the Apes): Otra vez sopa. Quitando todos los argumentos científicos de la primera entrega, en esta oportunidad estamos ante la inevitable debacle épica entre la tribu de simios parlantes que lidera Caesar y una porción de humanos desesperados que no soporta la falta de tecnología. El director asignado es Matt Reves, quien por momentos parece querer imitar al Spielberg aventurero que en algún momento jugaba con dinosaurios, aunque a fin de cuentas consigue clavarla en el ángulo por cuenta propia. Veremos con qué se salen en la próxima.


Menciones especiales

La Gran Aventura Lego (The Lego Movie)

Escándalo Americano (American Hustle)

El Cazador (The Rover)

Dallas Buyers Club: El Club de los Desahuciados (Dallas Buyers Club)

Non-Stop: Sin Escalas (Non-Stop)

Nebraska

La Ley del más Fuerte (Out of the Furnace)

Polvo de Estrellas (Maps to the Stars)

 

Inéditas en Argentina

Snowpiercer

The Treatment

Under the Skin

The Double

Frank

The Two Faces of January

Mockingbird

The Babadook

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

Este sitio está protegido por reCAPTCHA y se aplican la política de privacidad y los términos de servicio de Google.

También te puede interesar...

Dog, un viaje salvaje (Dog)

LEER MÁS →

Elvis

LEER MÁS →

Mamma Roma

LEER MÁS →

BUSCADOR

Generic selectors
Exact matches only
Search in title
Search in content
Post Type Selectors

CATEGORÍAS

Seleccionar:

ÚLTIMAS ENTRADAS