A Sala Llena

Kid-Thing

Kid-Thing, David Zellner, Estados Unidos, 2012

Ahora que los Hermanos Coen trabajan con los grandes estudios, los Zellner parecen haber asumido la responsabilidad de tomar la posta con respecto a una mirada crítica acerca de la sociedad estadounidense, específicamente la de Austin, Texas, de donde proviene Richard Linklater, padrino de la obra de estos hermanos. David Zellner toma el punto de vista de Annie, una niña no mayor de 10 años, hija de un granjero soltero bastante bruto que se pasa el tiempo libre borracho junto a un soldado, tan bruto como él.

La cínica visión de esta sociedad campesina a través de Annie, que es un reflejo de la violencia, la falta de atención y cariño que viven los chicos hoy en día se puede relacionar con lo visto recientemente en Tenemos que Hablar de Kevin. Sin embargo, hay mayor salvajismo de parte de Zellner, menos estructuración. Annie camina, recorre, molesta a vecinos, roba. No tiene moral prácticamente, más que la de ella misma. Lo hace con una inocencia en apariencia infantil. Pero dentro de ella hay rencor acumulado.

La interpretación de la joven Sidney Aguirre es realmente asombrosa por su honestidad. Aparecen personajes no actores, típicos del vecindario. El fino hilo narrativo se posa cuando Annie encuentra a una mujer dentro de un pozo, que recuerda justamente al film El Pozo de Gabrielle Mucchino.

Sin embargo la relación entre Annie y la mujer es más áspera, feroz. El humor negro que atraviesa el film se mezcla con un tono melancólico. La estética es cuidada, simétrica. Recuerda un poco a la del primer Terrence Malick, el de Malas Tierras. Los Zellner son concientes de su descendencia cinematográfica y parecen rendir tributo a los padres del cine independiente estadounidense de los ’70 desde la secuencia de títulos. Notable fotografía crepuscular. Lamentablemente, a nivel narrativo el film parece agotarse a los 50 minutos aproximadamente. Tiene 30 minutos de letargo y reiteraciones. En el final, sin embargo vuelve a inspirarse y el resultado no es tan desalentador. El cine Indie estadounidense todavía depara sorpresas.

[email protected]

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

También te puede interesar...

Andor

LEER MÁS →

Argentina, 1985

LEER MÁS →

La huérfana: el origen (Orphan: First Kill)

LEER MÁS →