A Sala Llena

Ramón Ayala

alt

Ramón Ayala (Argentina, 2013)

Dirección: Marcos López. Elenco: Ramón Ayala, María Teresa Cuenca, Liliana Herrero, Juan Falú, Juan Carlos “Tata” Cedrón, Rulo Rodríguez. Producción: Lena Esquenasi. Distribuidora: Independiente. Duración: 66 minutos.

Trovador. Pintor. Artista. Pionero. Leyenda viviente. Calificativos que le corresponden a Ramón Ayala. Sin embargo, pese a que jamás perdió vigencia, el mayor representante del folklore de Misiones seguía siendo un enigma para muchos. Sin duda, merecía ser presentado a las nuevas generaciones. El documental de Marcos López llegó para encargarse de esa tarea.

La cámara nos permite adentrarnos en la vida y en la labor de Ramón -un hombre de buen carácter, lúcido; todo un veterano genial y genuino, que podría tocar por siempre- y también en su entorno, fundamental para su obra. De esta manera, podemos conocer su pasión por hacer descripciones mediante melodías y estrofas, y también la esencia de la provincia de la tierra colorada (las imágenes de la selva misionera, con sus ríos y su fauna, constituyen un lujo para la vista). Como dice Rulo Rodríguez, un abogado y fanático: “Ramón es quien mejor refleja nuestra cultura, nuestro paisaje”. Uno de los puntos más importantes es cuando Ramón explica el mecanismo de su obra maestra: el gualambao, ritmo que ayudó a darle identidad al folklore misionero; y lo explica de una manera didáctica y accesible, con pasos de baile incluidos.

Por otra parte, el director registra el testimonio de María Teresa Cuenca, esposa de Ramón, y de colegas como Juan Falú y Juan Carlos “Tata” Cedrón; una muestra del respeto y la admiración que genera entre sus pares. Además, imágenes del backstage de los shows de Ramón y de los músicos entrevistados.

El director Marcos López es mejor conocido por su trabajo como fotógrafo y artista plástico. Sus creaciones dan la vuelta al mundo gracias a un estilo propio, arraigado en la cultura nacional. Suele ser común compararlo con su par estadounidense David LaChapelle, debido a una impronta pop muy característica. En Ramón Ayala se nota el cuidado en la composición de la imagen, los colores y la luz (incluyendo amaneceres y atardeceres), donde ningún plano está puesto al azar, ya que contribuyen a empaparnos del “Planeta Ramón Ayala”… que también es el Planeta Argentina.

Con un estilo fresco y accesible, este documental permite conocer a una figura de la música argentina. Y un dato valioso: no es indispensable ser un especialista en folklore para poder disfrutar de un autor que ahora también se ganó el respeto de un público nuevo.

alt

[email protected]

{jcomments on}

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.

También te puede interesar...