A Sala Llena

Ritual Sangriento (We Are What We Are)

(Estados Unidos, 2013)

Dirección: Jim Mickle. Guión: Nick Damici y Jim Mickle. Elenco: Ambyr Childers, Julia Garner, Bill Sage, Wyatt Russell, Michael Parks. Producción: Rodrigo Bellott, Andrew Corkin, Linda Moran y Jack Turner. Distribuidora: Impacto. Duración: 105 minutos.

Somos una familia muy normal.

Ritual Sangriento es un filme con cierto halo festivalero: es osada, es audaz, es distinta. Desde el punto de vista de la narración, se trata de una película que avanza a un ritmo demasiado cansino para el ojo acostumbrado al terror mainstream. Mucho más preocupada por el desarrollo del drama y los personajes, aquí lo terrorífico está abordado desde una perspectiva más realista.

Un dato curioso es que este filme americano es una remake de una ópera prima mexicana estrenada en 2010. Sin embargo, el director Jim Mickle no se dedicó a copiar la historia con otros actores, sino que invirtió los roles principales y puso a las hijas de esta familia en una postura distinta a la del filme original. Ritual Sangriento se centra en la familia Parker, cuya madre muere en un accidente al comenzar el filme dejando al resto de la familia (dos hijas adolescentes y un niño pequeño) a merced de su recio padre, un hombre taciturno, violento y por demás conservador.

Más allá de los aciertos en lo que respecta a la historia, aquí el director se luce también en el desarrollo de personajes. Quizás los puntos más altos de esta película estén en la estupenda dirección de actores y el desempeño del elenco, en especial Bill Sage (Frank, el riguroso padre), Julia Garner (Rose, la hermana menor) y Ambyr Childers (Iris, la hermana mayor). La impavidez de Frank para dirigirse a sus hijos y su imperturbabilidad para llevar adelante el ritual de marras se reflejan en cada uno de sus gestos, mientras que el sufrimiento de las hijas, a la vez víctimas y victimarios, está siempre a punto de desbordar, ya sea en un ahogado llanto o en un brote violento.

Estrenada en el festival de Sundance de este año y también proyectada en Cannes, Ritual Sangriento dista muchísimo de las típicas películas de terror que suelen llegar a nuestra cartelera. Mucho más cerca del drama y el thriller detectivesco por momentos, se trata de un filme fuertemente seductor cuyo excesivo final no es ni más ni menos que lo que se merecía su desarrollo.

calificacion_4

Por Juan Ferré

Dejá un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

También te puede interesar...

Aftersun

LEER MÁS →

Hasta los huesos (Bones and All)

LEER MÁS →

Pig

LEER MÁS →

BUSCADOR

Generic selectors
Solo coincidencias exactas
Búsqueda por título
Búsqueda en contenido
Post Type Selectors

ÚLTIMAS ENTRADAS